Composta

La idea para este proyecto proviene de prácticas ecológicas simples y caseras, como lo es enterrar los desechos orgánicos para su degradación y formación de humus que pudieran sustentar vegetales, plantas y/o árboles frutales.
De ahí nace la idea de enfrentar una problemática internacional, que es la enorme cantidad de basura generada por las grandes urbes y el deterioro de medio ambiente y producción de gases tóxicos que contribuyen enormemente al calentamiento global.
Como gran parte de esta basura, los desechos orgánicos, pueden dejar de ser problema al convertirse en fertilizantes o sustrato para plantas y vegetales por medio de la creación de composta.

 

Al transformar la basura orgánica que se produce en cantidades descomunales diariamente en todo el mundo,
Y obtener de esa transformación el mejor fertilizante orgánico que ha existido desde el inicio de la agricultura:


El humus de Lombriz, que entre sus innumerables beneficios, es el estar limpio de residuos químicos y /o cancerígenos, trayendo salud y bienestar a quien consuma los productos vegetales generados bajo ese tipo de agricultura.

Los beneficios del presente proyecto se darían en varios sectores:


Ecológico:
Es evidente que creando fertilizantes orgánicos a partir de basura, podemos quitar una gran carga de contaminantes al medio ambiente y con ello contribuir e impulsar agricultura urbana.

Concientización social:
Este proyecto promoverá la educación ecológica pues creará conciencia de que los desechos orgánicos pueden ser reutilizados y obtener así un doble beneficio.

Económicos:
Al utilizar el fertilizante natural proveniente de la composta por lombriz, desarrolláremos agricultura urbana que ayude económicamente a los participantes, mejorando directamente a su economía. 

Te invitamos a participar a esta actividad. 

Da clic AQUI para tu registro.